Proyecto Grannacional ALBA Cultural

Al celebrarse la III Cumbre de Jefes de Estado y Gobierno de la Asociación de Estados del Caribe, en 2001, el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez, presentó la idea original de crear la Alternativa Bolivariana para los Pueblos de América como una vía de unión económica, social y política de los pueblos latinoamericanos y caribeños frente a las intenciones injerencistas y hegemónicas del gobierno norteamericano, representados en la iniciativa de Área de Libre Comercio para las Américas (ALCA).

A partir del Acuerdo para la Aplicación del ALBA, suscrito en La Habana el 14 de diciembre de 2004 por los presidentes Fidel Castro y Hugo Rafael Chávez Frías, quedó fijada la voluntad de hacer realidad esta Alternativa, la que asumía como uno de sus objetivos el desarrollo de planes culturales conjuntos.

En febrero de 2006, los propios presidentes de Cuba y Venezuela firman en La Habana un acuerdo intergubernamental por el cual se fija la creación del Fondo Cultural del ALBA, el que queda establecido en enero de 2007 en Caracas, y un año después, durante la celebración de la VI Cumbre del ALBA, en febrero de 2008, se aprueba el Proyecto Grannacional ALBA Cultural, a partir de la experiencia acumulada en este período.

El Proyecto Grannacional ALBA Cultural es la herramienta de la Alternativa Bolivariana para los Pueblos de América (ALBA) encaminada a contribuir a la transformación y la unidad de América mediante la cultura, vinculado no solo ya a los Estados miembros, sino también a otros países de la región, gobiernos locales y movimientos sociales, y a aquellas instituciones y organizaciones que compartan sus fines y estrategias.

Tiene como objetivo contribuir a la unidad de los creadores, artistas e intelectuales, instituciones y movimientos sociales de América frente a las corrientes pseudoculturales alentadas y promovidas por la llamada industria del entretenimiento, cuyos productos son generados fundamentalmente en los Estados Unidos.

Alienta el surgimiento de nuevos valores de las letras y las artes latinoamericanas y caribeñas y el trabajo de rescate, preservación, promoción, desarrollo y apreciación de la cultura de los pueblos de América Latina y el Caribe, conservando su rica diversidad cultural.

No se admiten más comentarios